La caída… y la subida del petróleo

petroleoCuando subió el petróleo los últimos meses, realmente pensé que las reservas mundiales se estaban acabando, que habíamos llegado al fin de una era. Si no realmente los países productores nos estaban tomando el pelo.

A día de hoy el barril de petróleo vale cerca de una tercera parte que en el momento de su máximo de más de 150 $ el barril a 51,25 $.

De hecho recordaremos que cuando el petróleo tocaba máximos empezamos a tener problemas incluso con la alimentación, porque se decía que una parte significativa de los cereales que se producían en el mundo se estaban desviando para la producción de biocombustibles, lo que provocó que subieran desproporcionadamente, encareciendo de paso el arroz del que se alimenta medio mundo. De hecho China cerró las exportaciones de cereales y arroz y en USA la gente saltó a las grandes superficies a hacer acopio de ellos.

La crisis financiera parece habernos dejado paralizados, ahora ni nos montamos en el coche ni comemos porque no consumimos petróleo y no se ha vuelto a hablar de crisis de alimentos.

arrozParece que a la OPEP no le gusta eso, estaba más contenta con el crudo a 150$, por eso se reunen para que lo poco que vendan al menos lo vendan caro. Eso vendría a decir que el consumo de petróleo no depende de su precio sino de la actividad económica, al menos hasta un punto de rotura (Quizá es que a 150 $…)

De todas maneras esto es como el cambio climático, que cuando un año no es el más cálido de la historia parece que el cambio climático es mentira, es decir que por fuerza no puede existir variabilidad en la tendencia.

La cuestión es si efectivamente en el petróleo y en los cereales hay crisis o hay pura especulación.

Si es especulación puede que lo sepamos pronto, los especuladores no suelen ser gente muy compasiva, por lo que tendrán tendencia a seguir ganando con aquellas jugadas que han demostrado ser efectivas. La demanda se ha reducido, pero eso solo implica que hay que reajustar los parámetros, reduccir producción, acaparar para vender cuando esté alto.

Lo que pasa es que los síntomas de la especulación se pueden confundir con los del agotamiento de los recursos y el colapso del sistema. (¡Ostras, me empiezo a parecer a Zapatero!)

Del precio del petróleo al racionamiento del arroz

Visión a 50 años, crisis energética, necesitamos la innovación

Metano en el ártico, meta-no, saca-si

Anuncios

La pareidolia (con perdón) y Zapatero

“es un fenómeno psicológico consistente en que un estímulo vago y aleatorio (habitualmente una imagen) es percibido erróneamente como una forma reconocible”.

Esto es lo que es Pareidolia según wikipedia.

Aquí Zapatero vería un cerdo en vez de humo y contaminación y si mirara al suelo en vez de al cielo vería la inflación en la alimentación.

Aquí el Gobierno vería un elefante cuando es una nube y si mirara al suelo en vez de al cielo vería que nuestro PIB está siendo pisoteado.

Aquí el gobierno vería un perro, cuando es una nube y si mirara al suelo en vez de al cielo vería que las empresas están cerrando sus puertas y el paro aumenta inexorablemente.

Aquí Solbes vería una dulce ranita y si siguiera mirando hacia arriba vería como el edificio y todo el sector inmobiliario se le cae encima.

Una vez más mil gracias a Un enfoque cristiano de la ciencia por ser una constante fuente de inspiración

Una imagen (del PIB) vale más que mil palabras

Para quien dude de la crisis una imagen vale más…

Lo duro que es ser socialista en tiempos de crisis

La inflación sube y el euro también

Aprender a pensar… en la crisis

El síndrome post-vacacional,… y la crisis

Solo unas letras. Se habla mucho últimamente de la falta de confianza del consumidor y del inversor. Si a esto sumamos el síndrome post-vacacional y el terrible accidente de barajas, lo tenemos más que crudo.

Para colmo el gobierno parece no escuchar a las comunidades autónomas en el tema de la financiación, claro que este es un tema delicado si tenemos en cuanta que el estado ha entrado recientemente en déficit (creo que los dos últimos meses). Quizá si nos dieran una alegría a los contribuyentes… (que se fastidien los políticos autonómicos lo que importa es el contribuyente).

La Eurocopa ya ha pasado, el US Open tiene menoss glamour que Wimbledon, Alonso no sale del agujero y Pedrosa y Lorenzo lucharán por la segunda plaza del mundial. Los grandes del futbol empiezan mal. Vaya que no nos queda ninguna alegría hasta el gordo de navidad.

La inflación ha bajado, pero si Solves era capaz de predecirlo es que no tiene ningún mérito que baje, porque no ha logrado predecir nada más.

Os deseo sinceramente y de todo corazón que el síndrome sea solamente post-vacacional a todos los lectores de este blog y que una vez sacudido de encima la vida siga igual.

Los primeros 100 días del Gobierno… ¿Se han ganado las vacaciones?

Menudo Semestre,… esperemos a otoño

El precio de los ordenadores baja… ¡Y qué!

El gobierno se empeña en publicitar los productos que más bajan y como bandera, los ordenadores.

Desde el que escribo este post lo compré muy completito hace tres años y medio, el coste mensual asociado a tal compra es del orden de los 40 €. Si lo hubiese comprado algún año después, ese coste no superaría los 20 €.

El presupuesto familiar de los españoles es, por muy humildes que sean los ingresos, incomparablemente más altos que esa referencia. Si tomamos los llamados mileuristas, y consideremos que trabajan dos miembros de la familia, esos 20 € es un 1% de los ingresos, por tanto cualquier variación sobre ese concepto es irrelevante. En cambio como la variación del IPC es del 5% y tiene com referencia a todos los ingresos de la familia, eso si que es relevante. Además si el IPC sube un 5% quiere decir que otros productos han compensado la bajada de los ordenadores.

Cuando hacemos el detalle de la subida de los alimentos es fundamentalmente porque esta subida perjudica especialmente a las familias con pocos ingresos (a diferencia de los ordenadores, de estos mal que bien se puede prescindir), lo cual es muy poco socialista. Mal que le pese al PSOE.

La inflación es la inflación y no hay que reinventarla.

Jesús Caldera sigue en sus trece, a ver si perdemos competitividad

Menudo Semestre,… esperemos a otoño

La inflación sube y el euro también

Estupideces no, por favor

Y si esta fuera, finalmente, nuestra crisis

Y si finalmente pudiésemos comprar un piso,

Y si frenara la subida de precios de los productos alimentarios,

Y si finalmente pudiésemos invertir en bolsa cuando sabemos que está baja,

Y si nos permitiera hacer un viaje a Estados Unidos,

Y si hiciera que nuestros políticos se centraran en los temas importantes,

Y si frenara la corrupción inmobiliaria (y dejara cada uno en el sitio que le toca),

Y si lográramos emprender acciones para ser más competitivos,

Y si fueramos capaces de acometer de manera seria el problema de la inmigración (ahora que Polonia y Rumanía quieren recuperar a sus compatriotas).

Y si los sindicatos y la patronal sumaran fuerzas,

Y si nos tomáramos en serio el gasto de las administraciones públicas y reduciéramos redundancias para garantizar las pensiones, la seguridad social, la inversión en infraestructuras,…

Y si nos ayudara a dar coherencia al modelo de estado poniendo negro sobre blanco quien gasta y en qué gasta y quién aporta,

Y si nos hiciera potenciar las áreas de España que más ganas tienen de trabajar y más nos van a hacer crecer,

Y si nos hiciera mejorar las relaciones con europa,

Y si nos hiciera reforzar las relaciones con nuestros hermanos, padres e hijos y reforzar la institución familiar,

Y si dejara a los terroristas sin dinero,

Y si nos forzara a respetar el medio ambiente,

.

Y sino hiciera falta una crisis para hacer todo esto.

.

Para quien dude de la crisis una imagen vale más…

La parte más dura del CO2

La crisis española y la esfera perfecta

Jesús Caldera sigue en sus trece, a ver si perdemos competitividad

Lo duro que es ser socialista en tiempos de crisis

Seamos optimistas, que el batacazo de los precios inmobiliarios sea rápido

Visión a 50 años, crisis energética, necesitamos la innovación

Es Trichet o Zapatero el imprudente

Necesitamos a los inmigrantes de manera ordenada

Los hombres desean más tener hijos que las mujeres

los padres cuarentones parecemos delincuentes

La crisis española y la esfera perfecta

Investigadores australianos estan intentando fabricar la esfera perfecta. Una esfera de silicio que pese un kilogramo exacto. Quieren definir lo que es un kilogramo contando los átomos de silicio que contendrá esa esfera.

¿Acaso no sabíamos lo que era un kilogramo? Los cientificos se han preocupado durante siglos por definir de manera irrefutable lo que eran nuestros patrones de medida. El kilogramo a priori era un decimetro cubico de agua a 4 ºC, si mal no recuerdo, como ahí podía haber alguna imprecisión decidieron encerrar un trozo de metal en París que se decidió que era la referencia mundial del kilogramo.

El problema es que si un visitante le escupía encima sin que le viera el vigilante del museo, al día siguiente parecería que todos habíamos adelgazado un poquito (es broma, es que estoy en operación verano).

Vemos por lo tanto que los científicos se han preocupado durante siglo de que las cosas sean medibles con certidumbre absoluta. Otra de las reglas básicas de los científicos es el de observar la realidad para inducir unas reglas que permitan deducir unas conclusiones. Es decir tenemos que ser capacer de medir con precisión y de prever resultados que hasta ahora no hemos comprobado, para comprobarlos después, es la regla de la falsabilidad, es decir todo principio científico debe poder comprobarse mediante un experimento.

El ejemplo perfecto de lo que NO es ciencia es el futbol, cualquier científico debería haber predicho que no ganabamos la eurocopa, y mira por donde,…

El problema es que hoy en día en España se está confundiendo a mucha gente con el término Ciencias Económicas. Diría yo que el actual gobierno trata los temas económicos de muchas maneras menos como una ciencia. Y no es que no exista la posibilidad, la hay, tenemos ejemplos en la blogosfera de gente que cree que la economía es una ciencia y se atreve a hacer predicciones argumentadas sobre el futuro por ejemplo que este año creceremos el 0,5% y el que viene estaremos en recesión. Este tipo de predicciones tiene una ventaja, el que las escribe se moja y si es mal científico queda en evidencia. El problema es que cuando los políticos hacen malas predicciones ni siquiera quedan como malos políticos.

Quizá es que en nuestros países occidentales, aunque tengamos pinta de serios tenemos una alta tolerancia a los engaños, siendo los Ingleses y los Belgas los más mentirosos, aunque parece que los italianos son los menos… yo creo que los italianos mienten hasta en las encuestas.

Quizá ejemplos de manifestación ciudadana como la blogosfera o las manifestaciones físicas son la única manera de hacer llegar la realidad económica a los medios de comunicación, especialmente si fueramos capaces de aumentar el impacto real de la blogosfera y medir el número de asistentes a una manifestación.

Vaya, como el Kilogramo.

Jesús Caldera sigue en sus trece, a ver si perdemos competitividad

Es Trichet o Zapatero el imprudente

Visión a 50 años, crisis energética, necesitamos la innovación

Círculo de Economía: Zapatero expone su plan

El precio de la vivienda, datos muy preocupantes

Menudo Semestre,… esperemos a otoño

LLevo un par de días con dificultad para escribir. LLega el verano, se nota que las agencias de información están aburridas y con ganas de vacaciones.

Miro hacia atrás ya son ocho meses de blog. Pero la actualidad española ha sido un poco cansina (o es que quizá yo soy un tio aburrido y es que solamente me centro en temas aburridos.)

El primer trimestre estuvo monopolizado por las elecciones generales, en general la campaña fue mala por parte de ambos partidos, los debates fueron repetición incansable de los mismos reproches y sin aportar ilusión ni propuestas concretas.

El segundo trimestre no ha sido más que malas noticias económicas, el euribor subiendo, el euro también, el precio del petróleo también, el precio de las viviendas desacelerándose rápidamente y la construcción de nuevas bajando drásticamente, el crecimiento del PIB pegando un frenazo de aupa, la inflación sube sin control y las noticias de la crisis financiera internacional sin ayudar nada. Irlanda rechaza el tratado de Lisboa.

A todas estas Zapatero monta un gobierno inverosímil, se inventa un ministerio y una ministra, el de Igualdad, que no hace más que dislates. Para colmo se ciega con respecto a la crisis de palabra y de acción. Y cuanto más tarde en reaccionar más tiempo tardaremos en salir. El resto de ministros no ayuda.

El PP dándo una imagen ridícula y cerrando finalmente con un congreso ficticio, “integrador”, que finalemente ha sido una caza de meigas. Se ha creado un equipo de dirección del partido en base a representantes de poco peso y Mariano Rajoy pretende dar un giro al centro que en su partido no se creen porque llevan cuatro años con radicalismo. Rajoy quiere ahora el poder que no ha cogido durante los últimos 4 años.

Para colmo, el Renault R28 no funciona, Lorenzo se cae y se rompe, Rossi va primero del mundial, La selección pasa de cuartos, pero el europeo es muy corto y se nos pasará pronto, Gasol Pierde el anillo, no estamos haciendo ningún ambiente de Olimpiadas…

Lo malo es que después del verano se notará que la gente no se ha ido de vacaciones y de eso España se va a resentir, la Expo de Zaragoza se acabará, el empleo del turismo se termina, por lo tanto desempleo por las nubes, Trichet habrá subido otra vez los tipos de interés, las viviendas ya habrás empezado a bajar de precio y ni su padre se comprará un piso, las inmobiliarias que no lo estaban… a la UVI, la morosidad por las nubes, tendremos que salvar alguna Caja de Ahorros, el tratado de Lisboa por los suelos.

Lo único que nos puede salvar es un plácido verano, que USA empiece la senda hacia arriba y que Fernando Alonso haga algún podio.

PD: Marc Vidal siempre me merece mucho respeto y me parece que está de acuerdo.